Datos que debes saber sobre el cáncer de mama


Seguimos en el mes rosa, de promoción y prevención del cáncer de mama, y el área de Bienestar Institucional comparte ciertos datos que fomentan el autocuidado

En Colombia se han alcanzado resultados importantes en la lucha contra el cáncer, que en el mundo tiene más de 100 tipos determinados. Estos se traducen en la reducción de la mortalidad en cánceres como el de cuello uterino, el gástrico y el de pulmón.

Según la OPS / OMS, en la Región de las Américas el cáncer es la segunda causa de muerte. Se estima que 4 millones de personas fueron diagnosticadas en 2020 y 1,4 millones murieron por esta enfermedad.

Aproximadamente, el 57 % de los nuevos casos de cáncer y el 47% de las muertes ocurren en personas de 69 años o más jóvenes, cuando se encuentran en lo mejor de sus vidas.

En Colombia, el cáncer tiene una incidencia estimada de 182 por 100.000 habitantes y una mortalidad cercana a 84 por 100.000 habitantes. Frente a lo anterior, cinco de las patologías que agrupan la mayor incidencia en el país, en su orden:

Incidencia cáncer, cinco primeras causas, estimaciones

  1. Próstata 47 por 100.000 habitantes
  2. Mama 34 por 100.000 habitantes
  3. cuello uterino 19 por 100.000 habitantes
  4. Pulmón en hombres 13 por 100.000 habitantes
  5. colon y recto hombres y mujeres 12 por 100.000 habitantes

Por otra parte, teniendo en cuenta datos de los Registros de Base Poblacional (en adelante RBP) disponibles para la región, Colombia ocupa el sexto puesto en mortalidad por cáncer después de Uruguay, Argentina, Chile y Brasil. Particularmente, en las últimas dos décadas la tasa de mortalidad por cáncer tiende a la disminución, presentado fluctuaciones menores y un discreto aplanamiento de la tendencia en los últimos 5 años”, dijo Bautista.

El cáncer de mama puede comenzar en distintas áreas de la mama: los conductos, los lobulillos o, en algunos casos, el tejido intermedio. En esta sección puedes obtener más información sobre los diferentes tipos de cáncer de mama, incluidos los casos de cáncer de mama invasivo, no invasivo, recurrente y metastático. También podrás leer acerca del cáncer de mama en hombres

El cáncer de mama en hombres es una enfermedad poco frecuente. Menos del 1 % de todos los casos de cáncer de mama se producen en hombres. En 2017, cuando 252.710 mujeres fueron diagnosticadas con cáncer de mama en los Estados Unidos, fueron 2.470 los hombres que recibieron ese diagnóstico.

Quizás pienses esto: los hombres no tienen mamas, ¿cómo pueden tener cáncer de mama? La verdad es que tanto niños como niñas, hombres como mujeres, tienen tejido mamario. Las distintas hormonas en el cuerpo de las niñas y mujeres estimulan el tejido mamario para desarrollar plenamente las mamas. Habitualmente, el cuerpo de los niños y los hombres utiliza muy poco las hormonas que estimulan las mamas. En consecuencia, por lo general su tejido mamario permanece liso y pequeño. Sin embargo, puede que hayas visto niños y hombres con mamas medianas o grandes. Usualmente se trata solamente de montículos de grasa. Pero a veces los hombres pueden desarrollar tejido glandular mamario real debido a la ingesta de determinados medicamentos o a niveles hormonales anormales

FACTORES DE RIESGO

Simplemente ser mujer es el mayor factor de riesgo para desarrollar cáncer de mama. Hay unos 190.000 nuevos casos de cáncer de mama invasivo y 60.000 casos de cáncer de mama no invasivo cada año en las mujeres

EDAD:

Como con muchas otras enfermedades, el riesgo de contraer cáncer de mama aumenta a medida que envejecemos. Aproximadamente 2 de cada 3 cánceres de mama invasivos se encuentran en mujeres de 55 años o mayores.

ANTECEDENTES FAMILIARES:

Las mujeres con parientes cercanos que han sido diagnosticados con cáncer de mama tienen un riesgo mayor de desarrollar la enfermedad. Si un familiar femenino de primer grado (madre, hermana, hija) ha sido diagnosticado con cáncer de mama, tu riesgo se duplica.

SOBREPESO -OBESIDAD:

Las mujeres obesas y con sobrepeso tienen un mayor riesgo de recibir un diagnóstico de cáncer de mama en comparación con las mujeres que mantienen un peso saludable, especialmente después de la menopausia. Tener sobrepeso también puede aumentar el riesgo de que el cáncer de mama vuelva a aparecer (recurrencia) en las mujeres que ya tuvieron la enfermedad.

CONSUMO DE ALCOHOL:

En las investigaciones se revela sistemáticamente que las bebidas alcohólicas, como la cerveza, el vino y el licor, aumentan el riesgo de las mujeres de sufrir cáncer de mama positivo para receptores de hormonas.

FALTA DE EJERCICIO:

La investigación muestra una relación entre practicar ejercicio con regularidad a nivel moderado o intenso de cuatro a siete horas por semana y reducir el riesgo de cáncer de mama.

TABAQUISMO:

Fumar causa diversas enfermedades y está vinculado a un mayor riesgo de cáncer de mama en mujeres pre menopáusicas más jóvenes. La investigación también ha demostrado que la exposición intensa, de manera pasiva, al humo está vinculada con el riesgo de contraer cáncer de mama en mujeres posmenopáusicas.

SINTOMAS:

Los síntomas del cáncer de mama pueden ser de lo más variados (desde un bulto o una inflamación hasta cambios en la piel), y muchos tipos de cáncer incluso no presentan ningún síntoma evidente. Los síntomas similares a los del cáncer de mama pueden ser la consecuencia de afecciones no cancerosas como una infección o quiste.

El autoexamen de mamas debe formar parte de tu rutina de atención médica mensual. Consulta con el médico si experimentas alteraciones en las mamas. Si tienes más de 40 años o tienes alto riesgo de padecer la enfermedad, también debes realizarte una mamografía y someterte a un examen físico con un médico anualmente. Cuanto más temprano se descubre y diagnostica el cáncer de mama, más posibilidades tienes de vencerlo.

El proceso concreto de diagnóstico puede tomar semanas e incluye muchos tipos de análisis. La espera de los resultados puede parecer eterna. La incertidumbre es inaguantable. Pero una vez que comprendes tu propio y único “panorama general”, puedes tomar decisiones más acertadas. Tú y tus médicos pueden elaborar un plan de tratamiento adaptado a tu medida.

TRATAMIENTO

En los últimos años, se ha avanzado considerablemente en los tratamientos que pueden salvar vidas en casos de cáncer de mama, lo que brinda nuevas esperanzas y estímulos. En lugar de solamente una o dos opciones, en la actualidad hay una diversidad abrumadora de opciones de tratamientos disponibles para combatir la compleja combinación de células en cada tumor. Las decisiones, cirugía, posiblemente radiación, hormonoterapia (antiestrogénica) o quimioterapia, pueden generar una sensación abrumadora

CIRUJIA

Cirugía de preservación de la mama (lumpectomía), mastectomía y disección de los ganglios linfáticos, y qué esperar de cada uno estos procedimientos. Además se incluye: cirugía preventiva y reconstrucción mam

QUIMIOTERAPIA

Cómo funciona la quimioterapia, quiénes deben recibirla, los distintos tipos y combinaciones, sus efectos secundarios y cómo tratarlos.

TERAPIA DE RADIACIÓN

La terapia de radiación, también llamada radioterapia, es un método altamente dirigido y sumamente eficaz para destruir las células cancerosas que pudieron haber quedado en la mama después de la cirugía. La radiación puede reducir el riesgo de recurrencia del cáncer de mama en alrededor del 70 %. A pesar de los temores de muchas personas, la terapia de radiación es relativamente fácil de tolerar y los efectos secundarios se limitan al área tratada.

HORMOTERAPIA

Los medicamentos de hormonoterapia tratan el cáncer de mama con receptores de hormonas positivos de dos formas:

  • Mediante la reducción de la concentración de estrógeno en el cuerpo
  • Mediante el bloqueo de la acción del estrógeno en las células del cáncer de mama

Dale play a los siguientes videos